. . .

Muchos propietarios se quejan constantemente de que tienen problemas de seguridad frecuentes; es decir, que salen de un problema y entran en otro y no saben la razón de estos problemas, así que hoy analizaremos un poco el por qué estas cosas ocurren.

Y es que muchas veces la razón está a la vista pero solo el propietario no se da cuenta de ello, a veces son errores que comete con frecuencia el propietario, y por ende son frecuentes sus problemas de seguridad, otras veces se puede deber a hechos fortuitos o que tu casa está siendo amenazada por ladrones que intentan robarla.

Hay que estar atentos

Los cerrajeros recomienda que cuando hay problemas frecuentes de seguridad hay que analizar los hechos a fin de saber si se trata de una cuestión de suerte o si algo está ocurriendo, porque muchas veces los problemas ocurren porque hay ladrones que no hacen el trabajo de vulnerar un elemento de seguridad d una vez, sino que van poco a poco.

Y es que cuentan los cerrajeros de Sevilla que a veces sucede que los ladrones van rompiendo una reja por ejemplo, y lo van haciendo poco a poco, o que lo van haciendo con las bisagras de una puerta o con la cerradura de la misma, por ello hay que estar atentos.

Los profesionales también sugieren que hay veces en que se adquieren elementos de seguridad de mala calidad y que por ello entonces las fallas son frecuentes, ya que estos elementos no tienen un tiempo de vida útil muy larga.

Los mantenimientos contantes son la clave

Para que los elementos de seguridad no fallen de forma inoportuna, lo mejor es que se hagan mantenimientos constantes a fin de revisar si algo está pasando y resolver el problema en el momento oportuno, esto es muy importante.

Estos mantenimientos deben ser realizados por profesionales de la seguridad, que son los indicados para saber si algo anda mal o no y para tomar la decisión sobre reparaciones o reemplazos de los elementos de seguridad que puedan estar presentando un mal funcionamiento.

También es importante que estos mantenimientos se hagan en fechas establecidas, porque de nada vale hacerlos una vez cada cinco años, es mucho tiempo, se trata de hacerlo una o dos veces al año, todo dependerá de lo que sugiera el profesional de la seguridad, y pude que para cada elemento de seguridad se fijen fechas de mantenimiento distintas.

Hay que saber manipular los elementos de seguridad

Hay propietarios que por mas que se les explique cómo funcionan ciertos elementos de seguridad, no los manipulan de la manera adecuada, y en ese caso, siempre los elementos de seguridad tendrán problemas, así que es muy importante estar conscientes de esta situación.

Si hay niños en casa hay que velar porque estos no manipulen dichos elementos de seguridad, así como también el personal de limpieza, que puede hacer que algunos elementos de seguridad fallen pro la forma en que los asean.

Close
error: Content is protected !!